YCRT esperaba el regreso de las labores en interior de mina

Si bien es cierto la totalidad de los sectores de la carbonífera regresó a sus tareas habituales y normales, el primer turno de Mina 5 se autoconvocó en asamblea y definió no ingresar a explotar el carbón. Aducen falta de garantías en materia de Seguridad. Desde la Intervención indicaron que de persistir el conflicto se pone en peligro la segunda cuota del acuerdo salarial.

El pasado domingo, la Gerencia de Recursos Humanos de YCRT notificó al personal de la empresa que al estar vigente el acuerdo alcanzado entre la Intervención e Intersindical de YCRT ante las autoridades de la Secretaría de Trabajo de la Nación, a partir de ayer se retomaban las actividades normales y habituales quedando suspendidas todas las medidas de fuerza.

De esa manera, la carbonífera se aprestaba a regresar a la productividad del carbón con la idea de dar cumplimiento al pago de los bonos de diez mil pesos destinado a unos 1.400 trabajadores en los meses de octubre y noviembre, con la posibilidad de repetirlo en diciembre, sujeto a la extracción de 9 mil toneladas de carbón.

Frente a ello, todos los sectores retomaron sus labores, salvo que en Mina 5 (Río Turbio) personal nucleado en ATE se autoconvocó y llevó adelante una asamblea en presencia del subgerente de Mina, Marcelo Cruz. Resolvieron no trabajar por “no encontrarse dadas las condiciones de seguridad operativa para el ingreso a mina”. Además, se quejaron por la “falta de información de los informes técnicos en materia de seguridad a cargo del Ministerio de Trabajo de la provincia de Santa Cruz” y demandaron ver “reflejados en la AFIP los aportes de seguridad social ya que no nos encontramos cubiertos”.

La medida fue llevada adelante por el primer turno de Mina 5, personal que ingresa a la 00:00 y fue repetida por el turno siguiente.

En tanto, en declaraciones a La Opinión Austral, el gerente de Relaciones Institucionales, Francisco Roldán, señaló en la tarde de ayer que continuaban esperando que los trabajadores regresen a sus labores.

Asimismo, señaló que por la urgencia de la situación acordaron telefónicamente con los gremios una reunión a las 14 horas para brindar la información que demandaban. Se “la convocó telefónicamente, esto ya ha sucedido en otras ocasiones, pero luego indicaron que no tenía validez porque era informal. Esperábamos dialogar para que a las 18 horas todos regresen a sus puestos de trabajo”.

En esa sintonía, Roldán señaló que el pasado viernes el Ministerio de Trabajo estuvo presente e indicó que estaban dadas las condiciones para regresar a las tareas, y deslizó que la situación “pone en peligro el pago de la segunda y tercera cuota del bono” de diez mil pesos.

“Esperamos que todos los sectores regresen a trabajar, los gremios levantaron las medidas y está todo en condiciones para producir”, precisó a LOA, e indicó que “no discutimos seguridad con los gremios, la empresa debe garantizar las medidas”, precisó. En esta sintonía dijo que las medidas de este lunes “ponen en riesgo a mucha gente ya que el paro no está declarado y se trata de una irregularidad. Esto ha sido comunicado a la Secretaría de Trabajo”.

En otro orden, Roldán dio cuenta de que la empresa resolverá si corresponde o no efectuar descuentos salariales a quienes no regresaron a sus labores desde este lunes.

LOA